Amor en Venecia

Amor en Venecia.

amor en venecia

Un día soleado de primavera,

decidimos visitar Venecia ,

pasear juntos por esta bella ciudad

y disfrutar del amor mutuo.

Llegamos a la plaza de San Marcos,

visitamos su hermosa catedral,

con cierto aire bizantino,

nos quedamos fascinados de su bello arte

y gozamos rodeados por la muchedumbre.

Subimos a la torre de la catedral,

nos entusiasmó la panorámica de la ciudad,

abrazada por el mar Adriático ,

con sus impresionantes canales y puentes

y sus fastuosas iglesias barrocas.

Después de visitar el palacio Ducal,

nos acercamos al gran canal,

embarcamos en una góndola,

paseamos durante una hora por sus canales

y atravesamos los puentes de Rialto, los Suspiros, ect.

El gondolieri nos dedicó una serenata de amor.

Entre puente y puente una serie de besos candentes,

miradas y caricias apasionadas

encendían la llama de nuestros corazones.

El gondolieri entusiasmado cantaba lo que veía.

Llegamos a la isla de Venecia,

Pasamos primero por la iglesia de San Giorgio Majori,

desde la isla se veía una vista espectacular

de las iglesias, puentes y canales de la ciudad.

“Venecia en cada uno de tus rincones

se esconde y vive una historia de amor”.

¡Bella y romántica ciudad!

Después de pasear nos sentamos en un banco,

mientras escuchamos una melodía de amor,

y tras una serie de besos candentes,

te dije: quiéreme siempre, no me abandones nunca.

Más tarde tuvimos relaciones

y la dicha invadía nuestras almas.

El amor platónico:

¿Recuerdas ese día que nos vimos?
¿ la brisa del viento acariciando las hojas de los hayedos?
¿ los caminos del parque iluminados por el sol?
¿Recuerdas cómo caminabas junto a tu querida?

Puede que te extrañase,
Pero desde aquel día ya no soy yo,
absorbiste mi mente por completo
y me convertí en tu prisionera,
Aún sabiendo que la reina de tu corazón
era otra mujer y no yo.

Mi amor es oculto,
no correspondido y frustrado.
No puedo decirte “te quiero”,
Ni besarte, ni acariciarte,
Sin embargo tú eres mi alimento
Y sin tí mi vida carece de sentido.

Fuiste tú el ángel de mis sueños,
Soñé con tus ojos azules como el mar,
con tus manos suaves como la seda,
con tus labios dulces como el néctar,
Era la protagonista de una película de amor.
Me desperté y vi vanas ilusiones de amor.

¿Qué sucederá con mi amor platónico?
Deseo que se transforme en un amor real.
Y si fracasa en el futuro,
me veré enterrada en una tumba
acompañada de la soledad
y bajo el aroma de las rosas y las margaritas.

Enlaces externos:

Escritores del mundo:

http://www.escritoresdelmundo.com/

Poetas del mundo: https://www.poetasdelmundo.com/

Poemas del alma: https://www.poemas-del-alma.com/

Enlaces internos:

La escalera:https://poemarioelvuelo.com/la-escalera/

Amor en Paris: https://poemarioelvuelo.com/amor-en-paris/

Amor en el parque de Ordesa: https://poemarioelvuelo.com/amor-en-el-parque-de-ordesa/

 

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *